viernes, 30 de enero de 2015

Pastel de nueces

Os muestro y comparto una de mis recetas más especiales, es una receta canadiense y en casa se hornea desde hace más de 20 años. 





Además, he de decir que para mi marido es su pastel favorito desde que lo probó, y que le conquisté por eso... jajajaja...


Desde bien pequeña recuerdo tener bastante contacto con gente de Canadá, misioneros evangélicos. Recuerdo, en especial, a varios matrimonios, uno en Barcelona, otro en Alicante y otro en Bilbao. De cada uno de ellos guardo muy buenos recuerdos.

En lo que a los dulces se refiere, cada vez que íbamos a casa de alguno de ellos siempre había uno o dos dulces preparados... las típicas cookies, bizcochos de zanahoria (carrot cake), tartaletas de chocolate con merengue por encima (pie), muffins, pancakes, brownies... y entre ellos estaba este bizcocho con nueces. 

También recuerdo comer las típicas nubes pinchadas en un palo y tostadas al fuego de una hoguera, barbacoas en el jardín, ensaladas varias, (muy distintas a las que se preparaban en España en la época de los 90... fue donde aprendí a comer coliflor cruda en las ensaladas, a mí me encanta con mayonesa... aquí, ni por asomo se hacía eso... o por lo menos que yo sepa...) jugar al croquet, un juego al aire libre parecido al minigolf (salvando las diferencias, que son varias)... 

Seguro que ésta etapa también influyó y tuvo repercusión en mi cocina.





Se trata de un riquísimo bizcocho con cobertura de nueces, azúcar moreno y canela, como un "crumble".

Vamos a por la receta, que algunos de vosotros estáis deseando saberla... ya que por Instagram y Facebook ya publiqué algunas fotografías. Estoy segura de que os encantará, ya me contaréis...



Vamos al lio;

Ingredientes* (todos a temperatura ambiente):

- 1/4 de taza de aceite de oliva suave (46 gr.)
- 3/4 de taza de azúcar blanco (170 gr.)
- 1 huevo L batido
- 1 + 1/2 taza de harina de trigo blanco (225 gr.)
- 1/2 cucharadita de levadura, polvo de hornear, tipo Royal
- 1/2 cucharadita de sal
- 1/2 taza de leche entera (115 gr.)

Para la cobertura "crumble":
- 1 cucharada colmada de mantequilla
- 1/2 taza de azúcar moreno (110 gr.)
- 1 cucharada de harina
- 1 cucharadita de canela
- 2/3 de taza de nueces troceadas (2-3 puñados, al gusto..., no he podido pesarlo, no tenía en ese momento, creo que son unos 100gr.)

En primer lugar preparar un molde redondo o rectangular de unos 23 cm. de diámetro, engrasarlo con aceite o con espray desmoldante, con la ayuda de una brocha o papel de cocina. Reservar.

Precalentar el horno a 175 ºC. arriba y abajo sin ventilador.


Para la cobertura:
Derretir la mantequilla.

Poner en un cuenco los ingredientes secos de la cobertura y mezclar. 
A continuación añadir la mantequilla derretida y mezclar bien. Reservar.


Para el bizcocho:
Tamizar la harina con la levadura y la sal. Reservar.
En un bol batir el aceite con el azúcar y el huevo, hasta que espumee. 
Añadir, 1/3 de la harina tamizada anteriormente, mezclar, añadir la mitad de la leche, mezclar, añadir otro 1/3 de la harina, mezclar, añadir el resto de la leche, mezclar y añadir el resto de la harina y acabar de mezclar hasta que la masa sea homogénea. 


Verter la masa de bizcocho sobre el molde y repartir la cobertura por encima lo más uniforme posible. 

Introducir en el horno a media altura sobre una rejilla o, si no, sobre una bandeja. Hornear durante 30' aprox., a la misma temperatura antes mencionada, hasta que el palillo salga limpio, cuando lo introduzcamos en el bizcocho. 

Sacar del horno y dejar enfriar. 




En esta ocasión, con la misma masa, hice dos pasteles de 18 cm de diámetro cada uno, por eso sale tan fino. Uno de ellos se lo regalé a una profesora que en ese momento necesitaba un poco de mimos. 

Las tazas medidoras son de la marca Nordic Ware.
El pie está hecho con una taza puesta del revés y un plato, así improvisamos.
Los adornos de las piñas hechas por una misma, fueron parte de los adornos del árbol de navidad.


Esto es todo!!! A disfrutar!!!!


Creo que lo prepararéis más de una vez, ya que es sencillo, sin ingredientes raros y muy bueno... dudas y/o preguntas ya sabéis!!! Sin problema aquí estoy.

Besos y seguid disfrutando del día a día que es mucho!!!


*Es un pastel en el que los ingredientes se miden con las tazas y cucharas medidoras, medidas estandarizadas. Yo he pesado en mi báscula las cantidades de las tazas para quien no las tenga... pero es un utensilio muy útil y hay infinidad de recetas que utilizan esta forma de medir los ingredientes.
Si decidís adquirir alguno os aconsejo que sea un juego de 6 tazas en las que vengan registrados las siguientes medidas (1 taza, 3/4 de taza, 2/3 de taza, 1/2 taza, 1/3 de taza y 1/4 de taza), no todas las que venden vienen al completo y con las medidas correctas.
También os aconsejo las cucharas medidoras, es lo mismo pero con cucharas... (juego de cinco cucharas, 1 cucharada, 1 cucharadita, 1/2 cucharadita, 1/4 de cucharadita y 1/8 de cucharadita).

Hay monerías en el mercado.









3 comentarios:

  1. Recuerdo este pastel...y está buenísimo!!! Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Graacias Dámaris, un besazo y un fuerte abrazo. Ya tienes la receta eh? Ahora a disfrutarla!!!!

      Eliminar
  2. Te sigo desde hace tiempo y alguna que otra receta me he animado hacer y riquísimo todo, está segurísimo que la hago!!!...

    ResponderEliminar